Premier Zeballos anunció fiscalización para cumplir convenios con clínicas

Vicente Zeballos señaló que acuerdo con las clínicas privadas para atenciones de pacientes covid-19 "no debe quedar en una mera formalidad”.
30 Junio, 2020
https://exitosanoticias.pe/v1/wp-content/uploads/2020/06/Vicente-Zeballos-clínicas-covid-19.jpg

Tendrán que cumplir. El presidente del Consejo de Ministros, Vicente Zeballos, adelantó que se realizará un mecanismo de seguimiento y fiscalización con el fin de asegurar el cumplimiento del acuerdo con las clínicas privadas para que atiendan a pacientes con covid-19 que sea referidos de los hospitales del Ministerio de Salud.

En este sentido, Zeballos señaló que el Gobierno estará atento al cumplimiento de los acuerdos luego que las clínicas privadas emitieran cobros abusivos a pacientes covid-19, demostrando el poco compromiso que tenían con la lucha contra la pandemia.

“Si bien hay un gesto de suscribir los convenios con el Gobierno, esto no debe quedar en una mera formalidad, sino en una acción concreta para dar cobertura a los pacientes afectados por el covid-19”, sostuvo.

Al tratarse de un sector tan importante como es el de salud, el premier Vicente Zeballos reiteró la importancia del trabajo en conjunto entre el sector privado y el público: “nuestro país no puede ser el mismo, esta propuesta como sistema para atender la salud a todos los peruanos, hay que acudir a cambios legales, ir a cambios institucionales, lo importante es la atención de la salud”.

EL NEGOCIO DE LAS CLÍNICAS PRIVADAS

Recordemos que, en los últimos meses se ha cuestionado fuertemente el papel que vienen jugando las clínicas privadas en la lucha contra la pandemia del covid-19, cobrando cifras astronómicas que resultan impagables para muchas familias. Estas se ven entre la espada y la pared y obligadas a elegir entre salvarle la vida a un familiar y hacerse de una deuda gigantesca o perder a su familiar.

¿Y el sector público? Gran cantidad de las familias denunciantes señalan que acudieron a los hospitales del Minsa, pero no lograron ingresar a sus familiares a pesar de llegar en cuadros críticos o calificar para ser catalogados como de emergencia. Solo les informaron que ya no había camas disponibles o ni siquiera lograron acceder a una prueba covid-19, por lo que tuvieron que acudir al sector privado sin saber el gran problema en el que acabarían.