Vania Bludau tras confesión de Mario Irivarren: “Me ha dado pena verlo en televisión”

La modelo afirma que se siente ahora más tranquila luego de terminar su relación. Bludau contó que varios amigos le advirtieron del carácter de Irivarren.
7 Mayo, 2022
https://i0.wp.com/exitosanoticias.pe/v1/wp-content/uploads/2022/05/Vania-Bludau-Mario-Irivarren-confesión-Exitosa.jpg

El remezón que causó en Chollywood las declaraciones del exchico reality Mario Irivarren que admitió que maltrató a su entonces novia Vania Bludau al punto que le apretó la nuca porque gritaba, mereció también la respuesta de la modelo: “Me ha dado pena verlo en televisión”.

También te puede interesar: Los hijos de Javier Carmona acusan a Tula Rodríguez de querer quedarse con bienes

Durante el programa “América hoy”, Vania contó en breves declaraciones que al inicio de su romance, varias personas le advirtieron que no se involucre con Mario Irivarren.

“Cuando me metí con Mario, amigos cercanos me dijeron ¿oe, estás segura? Oe, que él es medio así. Yo no lo sabía, yo no conocía la historia”, sostuvo.

Cuando le preguntaron sobre las confesiones que hizo Mario confesó: “Me ha dado pena verlo en televisión, siento que ha tratado de decir lo que es, a sus palabras, porque obviamente no se va a meter un tiro en la sien como… sí, soy agresivo, sí, soy esto… pero bueno, lo ha tratado de dar en sus palabras… no sé, como minimizando a veces”, confesó Vania Bludau.

Además indicó que ahora “me siento tranquila desde el día que termino con Mario, la verdad, porque sí estuve cargando con un proceso fuerte que no era el que yo he tenido que haber cargado, por querer arreglarlo, por querer solucionarlo y ayudarlo, cuando te desprendes de una mochila es como que ya”.

Bludau reveló que quiere cerrar este tema porque se siente muy cansada: “Simplemente es mi sentir, que yo también estoy cansada emocionalmente y muy… trato de estar bien y ya, no tengo nada más que decir o acotar”.

El jueves Mario Irivarren señaló que discutían por “tonterías” durante sus visitas a discotecas. En una de esas visitas que Mario le agarró del cuello.