Trujillo: reubicaron a más de mil vendedores ambulantes por COVID-19

Para ello, se instalaron mercados temporales con la finalidad de reducir los focos de contagios del coronavirus en La Libertad.
5 Junio, 2020
https://exitosanoticias.pe/v1/wp-content/uploads/2020/06/la-libertad.png

El alcalde provincial de Trujillo, Daniel Marcelo Jacinto, realizó la reubicación de más de 1000 (mil) vendedores ambulantes de la ciudad en los diferentes mercados temporales instalados exclusivamente con la finalidad de reducir los focos de contagios del coronavirus (COVID-19) en la región La Libertad.

El burgomaestre manifestó que hay 600 comerciantes reubicados en el sector La Rinconada; más de 100 en el complejo Mansiche; y otros 200 en el antiguo terminal terrestre Santa Cruz, en el sector de Chicago.

Asimismo, Marcelo Jacinto confirmó que se instalará un cuarto mercado temporal, el cual empezará a operar desde la próxima semana en el campo de fútbol de la Casa de la Juventud, frente a la sede de la 32ª Brigada de Infantería del Ejército.

Para continuar con la prevención contra el nuevo coronavirus, también se habilitarán 250 puestos de venta de productos de primera necesidad, con lo cual se habrá reubicado a más de mil vendedores ambulantes, respetando protocolos de bioseguridad para evitar el contagio del COVID-19.

El Decreto Supremo Nº 099-2020 establece procedimientos para el cumplimiento de metas y asignación de recursos del programa de incentivos a la mejora de la gestión municipal. “No es fácil convencer a la gente que vaya a mercados con mejores condiciones, prefieren seguir como ambulantes en lugares que son focos de contagio”, apuntó.

Por ello, el alcalde Marcelo Jacinto aseveró que otro problema latente es el de los ambulantes alrededor del antiguo mercado Mayorista y la avenida España. “Muchos compatriotas se han quedado sin trabajo y hoy no tienen qué comer; por eso estamos creando estos espacios donde pueden trabajar con seguridad sanitaria”, refirió.

La máxima autoridad edil de Trujillo relató que ha vuelto a pedir al gobernador regional de La Libertad, Manuel Llempén, que preste el terreno de la antigua estación del ferrocarril –con más de dos hectáreas–, donde se podría llevar a los ambulantes hasta fin de año.