Trujillo: Escolar lucha por continuar sus clases de ‘Aprendo en Casa’

Joselyn de 15 años quiere terminar su secundaria para estudiar Derecho. Su familia es de bajos recursos y por eso tiene que trabajar en plena pandemia para salir adelante.
13 Septiembre, 2020
https://exitosanoticias.pe/v1/wp-content/uploads/2020/09/joselyn-de-bajos-recursos-ve-la-esperanza-en-su-educación.png

Desde el distrito de El Porvenir, conocimos una historia de lucha y perseverancia. Joselyn de 15 años vende el popular ‘combinado’, en días de buen clima trabaja en el mercado junto a su padre y su hermana. Su padre no puede seguir trabajando como cargador de bultos en ‘La Hermelinda’ y su hermana mayor abandonó los estudios en una universidad privada porque la cuarentena le hizo perder el empleo, pero Joselyn no pensó hacer lo mismo.



Sin contar con un celular o una tablet, ella encontró a su mejor compañero en un televisor, porque su sueño de ser una abogada tras terminar quinto de secundaria, no conoce de adversidades.

“No he pensado en dejar el estudio, si no más bien seguir estudiando para poder ingresar a la universidad para estudiar Derecho. Hemos querido probar con un pequeño negocio, vendiendo algo de combinado, con 3 o 4 platos, hay veces que no se vende y la seguridad o policías nos terminan botando. Tenemos que ir de un lado para otro lado, no podemos estar tranquilo. En esos momento aprovecho en avanzar mis trabajos, ya en casa comienzo a estudiar hasta las 12 de la noche. Ya temprano me levanto para poder revisar mis trabajos. Así es mi día a día, luego retorno a trabajar”, expresó Joselyn.


También puedes leer: Mujer internada por COVID-19 descubre que la enfermera que la cuidó era su hermana perdida

Estos casos necesitan atención de las autoridades, las condiciones que viven cientos de familias en distritos como “El Porvenir” donde vive Joselyn y que ahora se quedaron sin empleo, obligando a sus hijos mayores a trabajar porque la cuarentena y la lenta reactivación económica los obliga a contribuir en casa.

En el caso de Joselyn, su humilde vivienda se ha convertido en un centro de acopio para materiales de reciclaje, por un lado guardan madera o cartones y por otro lado reúnen botellas plásticas para vender.

“Los factores a la deserción escolar son 4, el primero es la ausencia de herramientos tecnológicas para poder continuar dentro de lo que es una estrategia ‘Aprendo en Casa’ para poder llevar todas sus áreas curriculares de manera regular. La segunda es la ausencia de una economía sustentable que permita que el estudiante pueda acceder a estos medios o herramientas tecnológicas, debidio a que los padres han perdido su trabajo. La tercera, los estudiantes de secundaria están prácticamente vinculados a la labor según su edad, entonces prefieren darles el privilegio de que estudien los hermanitos menores. Hay familias que se han retirado a la zona de la sierra porque consideran que es una zona más saludable, porque no es contaminada y han viajado conjuntamente con ellos. La conectividad a la sierra muchas veces no es clara, nos pasa a nosotros donde las plataformas se paralizan , el internet se paraliza, imaginate en la sierra que estamos en una distancia donde muchas veces no se puede obtener la conectividad”, señaló Álvaro Sánchez Anticona,  Director del Colegio José Carlos Mariátegui.