Trabajadores denuncian que exponen su salud al laborar sin ninguna protección en botadero El Milagro

Desde el botadero El Milagro denuncian indiferencia por parte de funcionarios del Servicio de Gestión Ambiental de Trujillo.
20 Julio, 2021
https://exitosanoticias.pe/v1/wp-content/uploads/2021/07/Trabajadores-arriesgan-su-vida-ante-exposición-por-los-gases-nocivos-de-la-basura.png

El botadero El Milagro, tiene más de 50 años de funcionamiento, este lugar ubicado en el centro poblado El Milagro, distrito de Huanchaco, recibe diariamente 550 toneladas de basura diarias, entre ellas residuos tóxicos y peligrosos que amenazan la vida humana, siendo además un foco infeccioso para toda la provincia de Trujillo.


Los trabajadores pertenecientes al Servicio de Gestión Ambiental de Trujillo (SEGAT), laboran día a día en completa desprotección, pues no cuentan con el equipo de protección personal necesario para salvaguardarse de los riesgos que implican el contacto directo que mantienen con la basura.

Una de sus colaboradoras, denunció a través de Exitosa, que dicha entidad tan solo les habría entregado una mascarilla de tela y un mameluco, esto en referencia de inicios de pandemia, pues en adelante no fueron renovados.


Puedes leer esto: Trujillo | Más de 15 mil transportistas acatarán paro de 24 horas por aumento en el precio del GLP

En total son 8 trabajadores que todos los días exponen su salud e integridad física al laborar sin ningún tipo de protección en dicho botadero, respirando gases tóxicos del quemado masivo de basura debido a la falta de máscaras antigás y con miedo en cada paso que dan por la carencia de botas y guantes que los defiendan de los vidrios rotos, clavos y agujas.

Además, indicaron recibir sueldos muy bajos, de aproximadamente 930 soles, que consideran no ser justos para las tareas que realizan.

Ayer, desde el botadero de basura más grande del norte, exigieron que la gerencia del SEGAT se preocupe más por la salud de sus empleados y se les proporcione con urgencia los EPPS esenciales y específicos para su arriesgada labor.

Dato

El actual botadero funciona desde hace 30 años (1989) y recibe residuos sólidos de Trujillo y siete distritos desde el año 2007.