“Rechazo cualquier insinuación de chantaje sobre el voto de confianza”

El presidente del Congreso, Manuel Merino, afirmó que expremier Pedro Cateriano fracasó porque no presentó propuesta concreta contra la pandemia y la crisis económica.
6 Agosto, 2020
https://exitosanoticias.pe/v1/wp-content/uploads/2020/08/Manuel-Merino.png

El presidente del Congreso, Manuel Merino, respondió ayer, en tono airado, las declaraciones del presidente Martín Vizcarra y del saliente premier Pedro Cateriano y rechazó cualquier “insinuación de chantaje y negociación” sobre el voto de confianza.

En ese sentido, un muy ofuscado Merino aseguró que “la crisis del Gabinete es responsabilidad exclusiva del presidente de la República”. “Rechazo enfáticamente cualquier insinuación de chantaje o de negociación sobre el voto de confianza.

Lamento las declaraciones del presidente, que pretenden soslayar el tema fundamental que democráticamente hemos trasladado a su presidente del Consejo de Ministros”, dijo Merino.

También puedes leer: “Ahora Vizcarra está obligado a tender puentes y dialogar con el Parlamento”

El titular del Parlamento agregó: “la crisis del Gabinete es responsabilidad exclusiva del presidente. Él ha sabido del fracaso en temas de salud y economía.

En lugar de enmendar, lo ha expuesto a Cateriano para que, en conjunto con todos sus allegados, pretendan defender situaciones que realmente no podemos permitir”, refirió.

“Interpelaciones siguen”

Merino también habló de las interpelaciones contra los ministros de Economía y de Educación. “Esas interpelaciones están en vigencia. Pasarán por el
pliego de preguntas y, si no convencen al pleno, el Parlamento tiene la condición de censurar”, añadió.

El legislador afirmó que en la reunión que sostuvo con Cateriano antes de su presentación ante el Congreso no solo le dijo que había críticas de varias bancadas contra el ministro de Educación, Martín Benavides, sino contra otros dos miembros del gabinete: María Antonieta Alva (Economía) y Martín Ruggiero (Trabajo).

Por eso, dijo que le ofreció aplazar su pedido de voto de investidura 10 días para que “levante” las observaciones, pedido que Cateriano rechazó.