Piura: Policía es acusado de presunta agresión contra su pareja

La víctima terminó con golpes en la cara y hematomas por todo el cuerpo tras la brutal golpiza que le habría propinado el efectivo policial.
10 Enero, 2021
https://exitosanoticias.pe/v1/wp-content/uploads/2021/01/Piura-Policía-es-acusado-de-presunta-agresión-contra-su-pareja-.jpg

Una joven que, por motivos de seguridad llamaremos Erika, terminó con golpes en la cara y hematomas por todo el cuerpo luego de ser presuntamente agredida durante la madrugada del 26 de diciembre del 2020 por su expareja, Wilson Villafuerte Gonzáles, un efectivo policial que actualmente camina libre por las calles de Piura.



También te puede interesar: Piura: Asesinan a golpes a mujer dentro de hospedaje en Chulucanas

Erika y Wilson eran la pareja perfecta, pero – al igual que en otras relaciones – nadie sabe el verdadero calvario que llevan las mujeres por dentro. De acuerdo al informe emitido por ‘Exitosa Piura’, el efectivo, de apenas 21 años, la atacó sin piedad dentro de su habitación ubicada en la urbanización Santa Margarita.


La fémina, quien emocionalmente ha quedado afectada por la terrible experiencia, fue presuntamente atacada por el efectivo varias veces en la boca, lo que le ha provocado heridas en su mandíbula, al punto de no poder hablar.

En la noche del pasado 25 de diciembre, Erika estuvo en una reunión junto a un grupo de amigos en un local ubicado en el AA.HH. San Sebastián, distrito 26 de octubre. Al promediar la una de la mañana, el efectivo llegó al lugar en su motocicleta para recogerla y llevarla a su habitación, pese a que habían terminado una semana antes.

El testimonio de Paola, una de las mejores amigas de la víctima, será vital en la investigación que abrirá la Inspectoría General de la Policía Nacional del Perú contra el agente. Según contó, la presencia de Villafuerte, quien – en un principio negó haber acudido al local –  quedó registrada en las cámaras de seguridad de la zona.

  Calvario

Karla Torres, hermana de la agredida, sufre por dentro al ver a su ser querido en un delicado estado de salud y cuida de ella las 24 horas. Relató –a Exitosa – que “ha sido una de las pocas personas a quien su pequeña, como la llama de cariño, le ha contado el sufrimiento que le ha tocado vivir” en la habitación del efectivo policial.

Detalló que, dentro del cuarto, Erika fue amenazada por el policía con una navaja y que incluso, en varias oportunidades, le tocó sus partes íntimas con el arma punzocortante.

También te puede interesar: Piura: Policía se suicidó disparándose en la sien dentro de su vehículo

“Él (Villafuerte) la comienza a ahorcar a tal límite que mi hermana comienza a patalear porque no podía respirar. Perdió el conocimiento cuando el policía le metió un ‘cachazo’ en la cabeza, cuando vuelve a levantarse se percató que estaba desnuda en la cama y ve a Wilson barriendo la habitación (borrando las evidencias)”, declaró Torres.

Tras la agresión, la familia de Erika fue a interponer una denuncia por maltrato físico y psicológico en la comisaría de Veintiséis de Octubre, donde en un primer momento no quisieron prestar atención a la acusación.

“Me decían que solo la lleve a atender, pero ni siquiera me dieron la facilidad de ofrecer un patrullero”, cuestionó la hermana de la víctima.

Las consecuencias del aparente mal accionar del agente repercuten en la familia de Erika. En medio del llanto, su madre Soledad Juárez exigió que las autoridades investiguen al efectivo, quien actualmente trabaja en la comisaría de Marcavelica, en Sullana.

“Yo como madre he dejado de trabajar para atender a mi hija. Ella no se puede ni sentar a comer porque se desequilibra. Yo lloro mucho porque mi hija no era así”, lamentó la madre de familia.

Pese a la denuncia por agresión contra la joven, quien actualmente se encuentra afectada, Villafuerte se encuentra en libertad. Ahora, la familia de Erika solo exige justicia y que el efectivo sea sancionado con todo el peso de la ley.


Otras noticias en Exitosa: