Batalla de Arica: Perú conmemora hoy el Día de la Bandera

Hoy se cumplen 140 años, de aquel combate contra las fuerzas chilenas que eran tres veces superiores en número y armamento.
7 Junio, 2020
https://exitosanoticias.pe/v1/wp-content/uploads/2020/06/Día-de-la-Bandera.png

Con diversos actos oficiales, el Perú conmemora hoy el Día de la Bandera, por los 140 años de la Batalla de Arica, en la que el coronel Francisco Bolognesi y una división de mil 800 soldados peruanos combatieron contra fuerzas chilenas tres veces superiores en número y armamento.


Dos días antes, Bolognesi había adelanto al enviado del ejército chileno, el mayor José de la Cruz Salvo, que la defensa de Arica y el Morro sería hasta “quemar el último cartucho”.

Rechazó así, “por tener deberes sagrados que cumplir”, el pedido de rendición con honores planteado por el alto mando sureño. La respuesta de Bolognesi fue ratificada por su Estado Mayor y respaldaron la decisión combatir pese a que su situación era desesperada; asediados por tierra y mar, sin posibilidades de recibir ayuda en alimentos, armas y refuerzos.


Bolognesi envió telegramas solicitando que el ejército de 3 mil hombres, al mando del coronel Segundo Leiva, ataque por el norte de Tacna. “Apure Leiva apure”, es uno de esos mensajes, que sintetiza la urgencia del apoyo ante el inminente asalto enemigo.

Leiva no se apuró: se dio media vuelta en Torata y retornó a Arequipa cuando el cerco de hierro chileno apretaba más a los defensores del Morro.

El asalto

Antes de las 6 de la mañana, empezò el ataque enemigo, que hizo prevalecer primero el poder de sus cañones y luego el mayor nùmero de su infanteria.

Sólo unas cuantas minas, instaladas alrededor del Morro, pudieron ser activadas y facilitó la masiva ofensiva chilena. Bolognesi y sus hombres -Alfonso Ugarte, Guillermo More y los jefes peruanos- dejaron su vida junto a unos 900 soldados.

Al caer la bandera peruana en el Morro, el jefe del Manco Capac, Sanchez Lagomarsino ordenó el hundimiento del buque. La soldadesca chilena repasó a los heridos y Bolognesi fue ultimado cuando ya estaba caido.

Los cadáveres de unos 300 peruanos fueron arrojados al mar desde el Morro, mientras que prisioneros militares y civiles fueron fusilados en las calles de Arica.