OPINIÓN | Miguel Humberto Aguirre: “Zonas limítrofes: Un drama”

"Perú ha resistido también una emigración surgida desde Ecuador, Colombia con una ruta que lleva primero a Bolivia...".
26 Septiembre, 2021
https://i0.wp.com/exitosanoticias.pe/v1/wp-content/uploads/2021/09/Aguirre-zonas-limitrofes-Exitosa.jpg

Varios países, sobre todo en América, viven, por estos días, un desplazamiento de ciudadanos buscando un lugar para trabajar. Para sobrevivir. Para vivir. Colombianos, buscan un mañana caminando al sur. Cruzan en lo que pueden, y también caminando, Perú pasando a Bolivia y llegando a Chile. Algunos siguen a la Argentina.


Otros colombianos miran al norte, cruzan Centro América, llegan a México intentando ingresar a los Estados Unidos. Lo mismo ocurre con haitianos, panameños, nicaragüenses, guatemaltecos o costarricenses. Muchos intentan ingresar con su documentación en orden, otros a la “Buena de Dios”. Sin respetar las leyes establecidas en cada país.

Las informaciones haitianas hablan de una movilización de 1.585.681 emigrantes, un 14,08 con destino a Estados Unidos, República Dominicana y Canadá. Muchos vinieron al sur y hoy, cuando han emigrado documentos, recibidos en Chile, por ejemplo, se quedan en las cercanías de la frontera México – Estados Unidos. Texas ha declarado zona de emergencia, con la presencia de más de 10 mil personas, colapsando la frontera de ambos países. El hecho, de ya haberse establecido en otros países, y hoy rehusar a ello, es muy valorado por las autoridades norteamericanas.


Perú ha resistido también una emigración surgida desde Ecuador, Colombia con una ruta que lleva primero a Bolivia y después, desplazamiento para el país y Chile. Las autoridades están informando a los emigrantes, tener mucho cuidado con los traficantes instalados en la zona, ofreciendo traslados con precios de 100 a 150 dólares, por pasar de un país a otro. Un gran negocio del momento por los días que vivimos.

  Más de Miguel Humberto Aguirre:

OPINIÓN | Miguel Humberto Aguirre: “Premio para un amigo”

OPINIÓN | Miguel Humberto Aguirre: “Ciclistas y motoristas”

OPINIÓN | Miguel Humberto Aguirre: “Un bolero, siempre”