OPINIÓN | Miguel Humberto Aguirre: “Juegos Olímpicos, mensaje al mundo”

"Fue impresionante el espectáculo de inauguración donde, en el mensaje, se buscó la unión de los países".
24 Julio, 2021
https://exitosanoticias.pe/v1/wp-content/uploads/2021/07/Aguirre-juegos-olimpicos-Exitosa.jpg

Tuvimos la suerte de estar presentes en la última medalla olímpica ganada por Perú, de las cuatro conseguidas. La primera, de oro, se conquistó con Edwin Vásquez en Londres, hace 73 años. Se esperaron 36 para obtener la segunda presea con Francisco Boza en Los Ángeles. Una medalla, vivida con mucho afecto, fue la ganada en Seúl, en 1988 por el equipo femenino de balonvolea, después de 36 años. La última, como recordábamos, fue en los juegos de Atlanta, donde en “skeet”, un 28 de julio, Juan Ghia, obtuvo el segundo puesto. Era un día especial y él supo darle, a todo un país, un momento muy inolvidable. Junto a un grupo nos quedamos a su lado hasta que recibió su medalla y trofeo para el Perú.


Fueron los juegos donde se vio volar a Michael Jackson en 100 y 200 metros. A la francesa Marie-José Perec en 200 y 400 y la rusa Svetlana Masterkova, invencible en distancias medias. Hizo suyas las pruebas de 800 y 1500 con mucha categoría. A Carl Lewis, el “Hijo del Viento”, como lo llamaban sus seguidores, se le vio triunfador, por cuarta vez consecutiva, en el salto largo.

Atlanta, tuvo su Munich, de 1972. Esta vez, en una bolsa tres bombas explotaron cuando se escuchaba, en el Centennial Olimpic Park, al grupo Jack Marck and The Heart. La bolsa, fuera de las bombas, tenía clavos. Algunos se incrustaron en la cabeza de una ciudadana norteamericana, de 44 años: falleció. También murió camarógrafo, de un ataque al corazón.


La emoción de los juegos de Atlanta comenzó a vivirse desde el momento del encendido del pebetero. Los organizadores, nunca lo expresaron, tenían una sorpresa.

La responsabilidad fue entregada a Muhammad Ali. Verlo invitó a la emoción. Al sentimiento del monarca en los juegos de 1960, y “rey” de todos los pesos en 1964 en el campo profesional. Su metro noventa y un centímetro fue imponente, en esa oportunidad, ayudado para movilizarse. Del hombre fuerte quedaba poco y, por ello, entre los asistentes, más de uno, de los 80 mil reunidos en Center Olimpic Stadium, debió dejar caer una lagrima recordando quien fue, y como se le veía en ese momento.

Ya vivimos esa fiesta del deporte, por estos días. Una adversaria, esta vez, una rival de todos. No corre. No salta. No nada. Será la pandemia, competidora de todos los deportistas. Hermoso y valorable esfuerzos de Japón en su organización. Varios días, desde hoy, el mundo entero comparte esta fiesta deportiva. Fue impresionante el espectáculo de inauguración donde, en el mensaje, se buscó la unión de los países. De las culturas. “Imagen”, la melodía de John Lennon, regresó con recuerdos. Con el pasado, hoy, allí en la fiesta de Tokio, regresaron recuerdos que, siempre, son importantes volver a vivir.

  Más de Miguel Humberto Aguirre:

OPINIÓN | Miguel Humberto Aguirre: “¿Qué estoy haciendo por los demás?”

OPINIÓN | Miguel Humberto Aguirre: “Colón por los suelos”

OPINIÓN | Miguel Humberto Aguirre: “Todos jugamos un papel”