OPINIÓN | Manuel Altamirano: “Ponga orden Sr. Presidente”

"Recuerdo la promesa de inaugurar un hospital mensual, ni siquiera una posta nueva se ha edificado, mucho menos inaugurado".
5 Junio, 2020
https://exitosanoticias.pe/v1/wp-content/uploads/2020/06/farmacias.png

Al principio de la cuarenta veíamos, por señal abierta, que los vecinos dejaban en la puerta de sus domicilios bolsas con víveres para los trabajadores de limpieza pública, se escuchaban los aplausos constantes para el personal de salud y se veía en diversos ambientes la solidaridad del peruano; pero hoy en día observamos, con desagrado, cómo la especulación y el acaparamiento se imponen a la solidaridad.

Pero lo más ruin es el acaparamiento de medicamentos y la especulación con la vida de las personas, desde la escasez de pastillas como la azitromicina hasta los balones de oxígeno que tienen precios prohibitivos, antes el precio era de 20 soles el metro cúbico de oxígeno, hoy personas inescrupulosas lo venden hasta en 500 soles, eso es lo que vale una vida en estos momentos.

¿Qué hace Indecopi, la Fiscalía u otras instituciones que deben defender al consumidor? Asimismo, señor Presidente, si publicó un decreto de urgencia para que los colegios muestren sus estructuras de costos, debe hacerlo hoy también para las clínicas privadas que, de manera indolente, están lucrando con la salud del pueblo.

Es necesario saber cuánto es lo que nos cobran realmente, para así saber si nos conviene o no atendernos en determinado establecimiento de salud. La especulación de medicamentos es otra constante en estos días, los precios se han disparado, cuando solo en Lima se estima que se han perdido 2 millones de puestos de trabajo, ¿cómo creen las cadenas de farmacias que se pueden pagar precios exorbitantes si la población está desempleada? Se debe poner orden a este desenfreno, a esta fiesta de precios altos que solo empobrece más a nuestro país.

Recuerdo la promesa de inaugurar un hospital mensual, ni siquiera una posta nueva se ha edificado, mucho menos inaugurado; pero tenemos la infraestructura hecha hace 10 años por el gobierno aprista, como el Instituto del Corazón – INCOR, el Hospital del Niño, el Hospital San Isidro Labrador, entre otras edificaciones puestas al servicio del pueblo y que hoy sirven para combatir el COVID-19.

Presidente VIZCARRA, si no puede inaugurar más centros de salud, al menos ponga orden y evite la especulación y acaparamiento que solo empobrecen más al pueblo peruano, la ciudadanía está fiscalizando sus movimientos, las cortinas de humo se acabaron, se necesitan acciones concretas.