OPINIÓN | Luis Ángeles Laynes: “¿Hasta cuándo más de lo mismo?”

"Castillo ofreció un gobierno diferente, que no iba a seguir las malas prácticas de quienes lo precedieron. Cumpla entonces su palabra señor presidente".
10 Enero, 2022
https://i0.wp.com/exitosanoticias.pe/v1/wp-content/uploads/2022/01/Presidente-de-la-República-Pedro-Castillo-Exitosa.jpg

El presidente Pedro Castillo sigue dando que hablar con sus designaciones de funcionarios. El domingo se ganó una lluvia de críticas con el nombramiento de Daniel Salaverry Villa como presidente del directorio de Perupetro, pese a que, hasta lo que se conoce, no reúne el perfil que establece la propia Ley de Organización y Funciones de dicha empresa del Estado.


Esta norma, en su artículo 13, precisa textualmente que “Los miembros del Directorio deberán ser personas con reconocida capacidad técnica y profesional en la materia a desempeñar y no deberán ser funcionarios o empleados públicos”.

No cabe, pues, cualquier otra interpretación, como quienes para justificarla han recordado designaciones en otros gobiernos de personas, incluso profesionales, que no son especialistas en la materia de los cargos que les encomendaron.


Estas designaciones han sido cuestionadas en el tiempo porque en algunos casos dieron lugar a hechos de corrupción que mucho daño le han hecho al país y que deben ser erradicados por siempre.

El presidente Pedro Castillo surgió en la última contienda electoral como la gran alternativa de cambio, no solo para ejecutar obras en favor de las mayorías del país afectadas por la crisis, sino para realizar un gobierno diferente que destierre la corrupción, esa lacra por la que hoy los últimos gobernantes están rindiendo cuentas ante la justicia.

También puedes leer: OPINIÓN | Fermín Silva: “No hay primera sin segunda, señor presidente”

Resulta, pues, antojadizo, decir que Alberto Fujimori, Alan García, Alejandro Toledo, etc. designaron a personas no especializadas para los cargos que asumieron, porque eso ya debe quedar en el olvido.

Basta ya de amiguismos o pago de favores políticos para designar a un ministro o funcionario público. Por eso el país está como está. Ya no importa si otros presidentes lo hicieron. No podemos seguir con más de lo mismo. La meritocracia debe prevalecer por encima de cualquier otro interés.

Castillo ofreció un gobierno diferente, que no iba a seguir las malas prácticas de quienes lo precedieron. Cumpla entonces su palabra señor presidente, porque hasta el momento, en casi seis meses de gestión, ha hecho todo lo contrario.

Su expremier Guido Bellido ha cuestionado la designación de Daniel Salaverry en Perupetro y recordado que durante su gestión en la PCM se opuso también cuando lo propusieron para la presidencia de Sedapal.

Anoche el ministro del Interior, el exfiscal supremo Avelino Guillén, respondió al ser consultado por el tema Salaverry, que todo funcionario debe ser designado conforme a lo que establece la ley.

No dé motivos a críticas y cuestionamientos, señor presidente. En el país hay muchos técnicos y profesionales especializados para ser convocados y que con gusto aceptarían colaborar con el país. La meritocracia no tiene ideología. Hay peruanos en cantidades de sobra que pueden realizar una excelente gestión. No lo olvide. De usted depende.

Más información: