OPINIÓN | Julio Schiappa: “¿Hernando el hortelano?”

"El debate sobre la informalidad tiene que ver con la incorporación con plenos derechos económicos y sociales de más del 70% de peruanos".
30 Septiembre, 2020
https://exitosanoticias.pe/v1/wp-content/uploads/2020/09/Julio-Schiappa-Hernando-el-hortelano.jpg

El debate sobre la informalidad tiene que ver con la incorporación con plenos derechos económicos y sociales de más del 70% de peruanos. Ese será el centro de un debate crucial en la próxima campaña electoral.



A Hernando de Soto, hasta ahora la máxima autoridad en el tema, le ha salido un huancaíno respondón que está por publicar un libro que pondrá de cabeza el debate sobre el futuro del mercado y del capitalismo en el país.

El libro titulado “Repensando la Propiedad”, presenta otro sendero para la formalización pacífica del país. El autor Horacio Gago Prialé, nieto de Ramiro Prialé, e hijo de un dirigente del APRA asesinado por Sendero Luminoso, es un PHD en Derecho, profesor de la Universidad de Sao Paulo y ex docente de la Universidad Católica de Lima. Su libro se resume en un enunciado muy simple: la gente no se formalizará nunca con las leyes actuales, las leyes deben acercarse a las necesidades de la gente.


¿Cuál es la diferencia sustancial de esta propuesta con “El otro Sendero” y “El Misterio del Capital” de Hernando de Soto? “Repensar la Propiedad” propone un camino de cambio legal y pacífico, incluidas reformas constitucionales, que en realidad son un cambio cultural y de filosofía del derecho muy sustancial. Se basa en que la ley exprese, como la Carta Magna o la Constitución Americana, la voluntad del pueblo, de su cultura de contratos y sus tradiciones como productores. Todos deben tener el derecho de trabajar en un marco legal consensuado.

Para De Soto, se trata de generar títulos de propiedad para obtener capital, compatible con el Capitalismo Casino que hace rato desea hacerse presente en la Amazonia y en las minas de los Andes. Ello pasa por una radical reforma que implica que las comunidades y los propietarios individuales, y no el Estado, sean dueños del subsuelo.

En un país como el Perú esto puede conducir a cientos de Baguazos, cuando los Perros del Hortelano vean que las empresas grandes compran, superficie y subsuelo, a las comunidades dueñas del 80% de las tierras del país. Ello llevaría a una violenta reestructuración de la propiedad de tierras y minas, un seguro sendero de conflicto y violencia.

Recordemos que “Perros del Hortelano” era la referencia de un expresidente, hoy difunto, a las comunidades indígenas andinas y amazónicas opuestas a perder sus tierras.

¿Será Hernando de Soto el hortelano que privatizará 80% de las tierras del Perú?