OPINIÓN | Eduardo González Viaña: “¿Hay poetas en el infierno?”

"Mazzotti es una de las voces poéticas más descollantes de la generación del 80 peruana y sin duda de las últimas décadas en la poesía latinoamericana".
14 Abril, 2021
https://exitosanoticias.pe/v1/wp-content/uploads/2021/04/Gonzalez-Viaña-Mazzotti.jpg

En una ficción de “Los sueños” (1627) el autor Francisco de Quevedo cuenta que baja al infierno y pregunta a Satanás si hay poetas en esas tierras calientes.



– Claro que sí- le responde Satanás, y le muestra una supuesta celda de castigo poético. Allí se encuentra el pecador instalado en una cómoda sala con biblioteca, música y otros encantos terrenales.

– ¿Y dónde está el castigo?


– En la celda hay una ventanita donde el preso podrá escuchar por la eternidad los elogios que un diablo hace de otro poeta.

Hice esta comparación hace algunos años cuando el peruano JOSÉ ANTONIO MAZZOTTI había sido nombrado profesor de Harvard. Un grupo de “poetas” envidiosos usó las páginas de un importante periódico peruano para “terruquearlo” y exigir a la universidad que lo echara.

En vez de hacerlo, lo promovieron a nivel superior, y poco después otra importante casa de estudios disputó los servicios de nuestro compatriota y se lo llevó triplicándole el sueldo.

Mazzotti es una de las voces poéticas más descollantes de la generación del 80 peruana y sin duda de las últimas décadas en la poesía latinoamericana, como lo reconoce el destacado crítico Ricardo González Vigil. Quizá su prestigio internacional como crítico literario, investigador del mundo colonial y activista de proyectos relacionados con el Perú haya eclipsado su faceta de poeta, pero no por eso se deja de merecer todos los reconocimientos a su obra.

Académicos de ese país aplauden hoy con exaltación una nueva edición de su libro El Zorro y la Luna. La misma incluye un libro inédito, que hace repensar la relación de la poesía con el dolor que todos pasamos bajo estos tiempos de pandemia. Se trata de Poemas posthumanos, una colección en clave vallejiana sobre la cercanía de la muerte y la pérdida personal en un mundo encaminado al suicidio ecológico y al abandono del bien común.

Un libro que llega hasta los huesos y que marca línea en esta nueva era del capitalismo, en la que los poetas no dejan de acusar recibo de la terrible crisis planetaria. Mazzotti es, además, ¡quién lo duda! el profesor universitario peruano más reputado de los Estados Unidos. Ojalá nuestros políticos mostraran un ápice de esta misma sensibilidad, más allá de citar versos de Vallejo en evidente demagogia. Ojalá los poetas no estén haciendo méritos para ganarse una celda dorada en el infierno. 

  Más de Eduardo González Viaña:

OPINIÓN | Eduardo González Viaña: “Torre Tagle, testimonio de parte”

OPINIÓN | Eduardo González Viaña: “El hombre que resucitó”

OPINIÓN | Eduardo González Viaña: “Morillo, narrador del fin del mundo”