OPINIÓN | Ántero Flores-Aráoz: “Vacunación planificada”

"Salud pública es un desastre y, salvo esfuerzos aislados como EsSalud y SiSol con los centros de salud y hospitales de la solidaridad, poco se ha avanzado".
25 Octubre, 2020
https://exitosanoticias.pe/v1/wp-content/uploads/2020/10/Antero-Flores-Araoz-Vacunación-planificada.jpg

Una vez más, estoy precisado a escribir sobre la pandemia del Covid-19 que afecta al mundo y, en particular, al Perú, en que sea por errores gubernamentales o por indisciplina poblacional o por ambos, sus efectos son devastadores.



Evidentemente no me voy a referir a los temas vinculados con las ciencias médicas, por ser lego en la materia, pero si a otros aspectos, como la necesidad de planificación para afrontar los embates del mencionado CORONAVIRUS.

Al iniciarse la pandemia, nos faltó planificación, lo que es evidente por los efectos que ella nos viene causando. Sin embargo, ello era entendible ya que nuestro sistema de salud pública es un desastre y, salvo esfuerzos aislados como EsSalud y SiSol con los centros de salud y hospitales de la solidaridad, poco se ha avanzado.


La pandemia nos cogió desprevenidos y, por más que nuestras autoridades pudiesen haberse enterado de lo que venía a fines del 2019 y recién se hubiesen tomado medidas a partir de marzo del presente año, ellas fueron sin experiencia por no haber tenido precedentes, pero lo que fue poco responsable, es la no planificación de las medidas de mitigación. Ellas suenan un poco a hechas al tuntún, sin tener en cuenta la idiosincrasia de nuestros connacionales y la inexcusable indisciplina de los latinos, sin olvidar que las extremas carencias no ayudan a la responsabilidad ciudadana.

Ahora se conoce que habrá vacunas muy pronto, siendo posible que se cuente con ellas al finalizar el presente año o en el primer trimestre del 202l. Consecuentemente, estamos a tiempo para planificar la vacunación de nuestra población.

Esto nos tiene que hacer pensar muchísimas cosas y ante cada pregunta tener la respuesta, no solo la adecuada, sino la factible. Desconozco si la vacuna requiere de almacenamiento en frío, pero si lo fuese, tenemos que contar con depósitos y vehículos refrigerados que transporten la vacuna y, lo que es importantísimo, los lugares en que se aplicarán.

¿Será necesario que ellas se apliquen en establecimientos de salud primarios? No tengo la más mínima idea, pero si fuese en cualquier lugar, tendrán que ser habilitados y, de ser el caso, contar hasta con servicios sanitarios limpios, higiénicos y desinfectados.

También la planificación y preparación del personal que aplicará las vacunas, así como quienes cuidarán el orden en los respectivos establecimientos, los horarios de atención, las prioridades de suministro, teniéndose en cuenta la pertinencia que primero esté protegido el personal sanitario, en paralelo con el de las Fuerzas Armadas y Policía Nacional e, igualmente los que estén internados en establecimientos penitenciarios.

No es menos relevante la movilidad para ir y regresar de los centros de atención, y el mapeo de los lugares en que se encuentran inmovilizadas, a fin de llevarles la vacuna al domicilio.

Hay mucho en que pensar, pero felizmente hay una ministra que conoce su oficio e involucrado quien planificó la logística de los Juegos Panamericanos. Ambos son una garantía, a la que se agrega el personal de EsSalud.