Nicolás Lúcar: “Al Congreso tiene que ingresar gente que defienda sus ideas con pasión”

Las personas que se sienten comprometidas con su país, que es decente, que no va a ir a robar. Esa es la gente que tiene que ingresar al Congreso. 
10 Octubre, 2019
https://exitosanoticias.pe/v1/wp-content/uploads/2019/09/lucar1.jpg

Hemos tenido el peor Congreso de la historia del Perú, y lo que tenemos delante es la posibilidad sino de resolver de una manera decisiva y definitoria esta crisis de representación que sufrimos los peruanos, es tener por lo menos algo mejor. Es decir, tener un Congreso que, en primer lugar, nos represente.

Un Congreso que esté compuesto por personas que cuando uno lo escuche hablar, cuando uno se entere de la agenda que están poniendo en el tapete, de los temas que están discutiendo, uno diga: estas personas están representando mis intereses.

Lo que nos ha pasado es que ha habido una desconexión casi total entre los intereses del Congreso y los intereses ciudadanos. Pero no solamente eso, ha ocurrido que el Congreso ha ido contra la corriente, es decir, cuando la principal preocupación de la inmensa mayoría de los peruanos en relación al tema de la corrupción es que no haya impunidad, la principal preocupación de la mayoría de congresistas ha sido cómo cuidarse las espaldas, cómo bloquear las prisiones preventivas, cómo impedir que el Equipo Especial Lava Jato avance.

Tenemos que exigirle al nuevo Congreso requisitos mínimos. El primero de ellos tiene que ser un compromiso cabal en la lucha anticorrupción. Pero el Congreso también tiene que ser un instrumento para producir los cambios que el país necesita, y va a tener una agenda bien delicada, porque este Congreso va a ser el escenario donde se va a discutir qué cambios hay que producir a la Constitución en el Perú.

Según todos los indicios y aunque el Jurado Nacional de Elecciones no se ha pronunciado aún, lamentablemente vamos a tener que llevar adelante estas elecciones con las reglas antiguas. No importa, pero la decisión en este momento está en manos nuestras, de los ciudadanos. De las personas que se sienten comprometidas con su país, de la gente que es decente, de la gente que no va a ir a robar ni a defender intereses distintos a los de las personas a las que representa. Esa es la gente que tiene que ingresar al Congreso.