Jorge Baca: “El presupuesto no ve nada del alto desempleo y eso es un grave error”

El economista Jorge Baca Campodónico fustigó los alcances del proyecto de presupuesto 2021 que el Ejecutivo ya presentó al Congreso.
31 Agosto, 2020
https://exitosanoticias.pe/v1/wp-content/uploads/2020/08/Jorge-Baca-OPINIÓN.png

El economista Jorge Baca Campodónico considera que hay dos omisiones muy graves en el proyecto de presupuesto 2021 que la ministra de Economía, María Antonieta Alva, ya presentó al Parlamento: la generación de empleo y la reducción en el gasto público. En diálogo con Diario Exitosa dijo que eso “es un gran error” y que “no se puede salir de una neumonía con una aspirina”.



El presupuesto no ve nada del alto desempleo y eso es un grave error

La ministra de Economía ya presentó al Congreso el presupuesto para 2021. ¿Le encuentra alguna falencia?


En la pandemia, el principal problema del Gobierno es no tener una estrategia sanitaria correcta para ser aplicada. Y lo mismo ha pasado en economía. No ha habido un diagnóstico correcto. Tanto así que para el Ejecutivo no es preocupante el alto desempleo que hoy vivimos. De ese tema no se toca nada en el presupuesto.

¿Qué tan gravitante es dejar eso de lado en el presupuesto?

Hoy el desempleo se ve hasta en los informales, porque ya no hay cabida para tantos. Ignorar eso y creer que la economía se reactivará por sí sola es un gran error.

Pero la ministra Alva asegura que se trata solo de un tema temporal.

La ministra debe saber la diferencia entre un resfriado y una neumonía. En economía, de ese ‘resfriado’ se puede salir resolviendo problemas del gasto público. Pero de una ‘neumonía, en economía no sales con métodos convencionales. Solo aumentar el gasto público no funciona. Se requiere aplicar un ‘antibiótico’, y eso es la generación de empleo. Con una aspirina no podemos salir de una neumonía.

“Hay negación de la realidad” 

¿Qué más de debió prever?  El presupuesto tampoco toma en cuenta contingencias que pueden ocurrir. En Reactiva es probable que muchas empresas no puedan pagar sus préstamos. Así, el Estado deberá desembolsar. Y eso es un punto más en el déficit. Ya no será de 6.2%, sino de 7% u 8%.

Se habla de una caída de la moneda. Sí, se estima que esa devaluación será del orden del 5% o 6% para 2021. Eso ya es otro punto más en el déficit. ¿Y si se paga la ONP? Nos acercamos ya a un déficit de 10%, igual a este año. Nada de eso se incluye en el presupuesto y es muy grave. Hay una negación de la realidad.

Entonces, ¿ese ‘antibiótico’ no existe en este presupuesto?

Según la ministra, aún no se ha roto la estructura económica. Se equivoca, porque la cadena de pagos sí se ha roto. Cómo no se va a romper si hay siete millones de desempleados. Eso preocupa. Tenemos a la mitad de la PEA sin ingresos.

Pareciera que el paliativo de los bonos es la estrategia ante el desempleo.

Los de los bonos no puede ser eterno. Hay una gran caída de la demanda, las empresas no tienen a quién vender. El Gobierno no está entendiendo nada. Su diagnóstico es totalmente incorrecto y así no se encamina una solución.

Más allá de no atacar el desempleo, ¿qué otra carencia nota en el presupuesto?

No contempla un ajuste en el sector público. Es decir, reducir gastos superfluos en varios ministerios, altos sueldos, consultorías, publicidad estatal.

Optimismo equivocado

Sin embargo, la ministra ha dicho que el Gobierno “ha sido responsable y realista” al elaborar este presupuesto.

Su visión y la del Ejecutivo es demasiado optimista. Ella dice que la recuperación ya está en camino. Su optimismo tan elevado es equivocación. Dice que este año habrá un déficit de 10% y en 2021 mejorará y será de 6.2%. Pero sin ajustar gasto público ni generar empleo eso no sucederá. Además, hay que tener en cuenta que la recaudación no será la misma.

Pero ella lo reconoce: dijo que por eso el presupuesto solo crecerá 3.2% en relación a este año.

No, según la ministra en 2021 los niveles de recaudación serán como antes de la pandemia. Eso es falso y así no se puede reducir déficit. Lo que ella dice hay que tomarlo con pinzas. Si quieres gastar más, pero recaudas menos, solo generas más déficit.

Esa visión del Gobierno de que “todo va mejorando” en economía es casi lo mismo que dice en lo sanitario.

En la visión del MEF, en 2021 ya el 100% de la economía se habrá restaurado. Eso es muy difícil. Hay que tener en cuenta que la vacuna llegaría al acabar el primer semestre. Y hay muchos sectores de la economía que seguirán estancados, como hoteles, transporte internacional, turismo. Recién en 2022 se podría reiniciar un despegue, no antes. Las empresas pequeñas no se van a recuperar de la nada, el desempleo no se va a restaurar así nomás, menos si el presupuesto no prevé nada para ello.

En Salud y Educación habrá un aumento de 13% y 4%, respectivamente. ¿Cómo lo ve?

Una cosa es el presupuesto de apertura, que es el que se presenta al Parlamento, y otra es lo que en verdad se ejecuta. En algunos sectores no se ejecuta ni el 50% de ese total. Por eso resulta engañoso decir que las cifras mejoran respecto al año anterior. Todo depende del grado de ejecución.

¿Cómo se entiende, entonces, presentar un presupuesto tan poco puntual?

El Gobierno no está siendo consciente de qué problema hay con el desempleo y la informalidad. Solo ve la economía en términos generales. Este problema no es solo temporal, como dicen. Ellos creen que la economía se reactivará sola y no es así. Se necesitarán entre cinco y siete años para regresar a los niveles anteriores a la pandemia, para recuperar el mismo nivel del PBI y pagar la deuda en la que hemos incurrido.