Finge secuestro y pide rescate de S/ 5 mil a su madre en Piura

Escolar de 17 años planeó el hecho junto a otras dos compañeras. PNP intervino a las involucradas en distrito de Castilla.
24 Octubre, 2019
https://exitosanoticias.pe/v1/wp-content/uploads/2019/10/Sin-título-1-17.png.jpg-17-1280x720.png

Trabajaba arduamente para darle lo mejor y le pagó de la peor forma. Una escolar de 17 años fingió su secuestro y pidió la suma de 5 mil soles a su madre para su “liberación” en Piura. La muchacha fue intervenida junto a otras dos adolescentes, sus cómplices, luego de acordar el pago del rescate.

“Señora tenemos a su hija, está secuestrada, está vestida con blusa blanca y pantalón naranja”, dirían las mujeres que llamaron a Miluska Máasquez Campos (46), madre de la supuesta agraviada, la mañana del martes 22 de octubre. Pensó en un inicio que era una broma, pero después recibió fotografías de su hija atada de pies y manos.

Las desconocidas amenazaron con hacerle daño a la menor si no pagaba la suma de 5 mil soles de rescate. Asustada por la seguridad de la escolar, la mujer denunció el hecho ante el Departamento de Investigación Criminal de Piura y mostró a los efectivos las llamadas, audios, mensajes e imágenes que había recibido.

Cayeron en “rescate”

En efecto, los policías analizaron el caso y detectaron ciertas inconsistencias en el accionar de las secuestradoras, por lo que recomendaron a Másquez seguirles el juego y pactar el pago del rescate. Así, fijaron como punto de entrega del dinero el parque Abelardo Quiñones de la urbanización Miraflores, en el distrito de Castilla.

“Si llevas tomba (policía) ya te dije que pasa. ¡Apúrate!”, se lee en las conversaciones que mantuvo la madre de familia con las involucradas. Grande fue la sorpresa de los agentes policiales, camuflados en las inmediaciones, al descubrir que una menor de iniciales N.Y.M. (16) era la que llegaba a recoger el monto. De inmediato, procedieron a intervenirla.

Luego capturaron a otra joven de iniciales C.P.M.L. (17), implicada en el autosecuestro. Por su parte, la supuesta agraviada de 17 años retornó a su vivienda al verse descubierta y pasó a disposición de la Policía Nacional por planificar su secuestro. El caso es investigado y generó gran conmoción en la jurisdicción.