ESPECIAL | Niños sin identidad por un vacío legal

Los hijos del productor de TV Ricardo Morán son ilegales en el Perú, no están inscritos en el Reniec, no tienen DNI y, por lo tanto, no pueden salir del país.
20 Diciembre, 2020
https://i0.wp.com/exitosanoticias.pe/v1/wp-content/uploads/2020/12/Niños-sin-identidad-por-un-vacío-legal.jpg
Por: Tito Alvites

Emiliano y Camila son hijos de Ricardo Morán y fueron su inspiración para escribir “Yo Soy tu Padre”, el libro que narra el largo viaje de 13 años para llegar a cumplir el sueño tan ansiado de ser padre y todos los detalles de un complicado proceso que lo llevó hasta Estados Unidos para que con su propio esperma y óvulos donados poder tener a sus mellizos a través de un vientre subrogado o comúnmente conocido como vientre de alquiler.

La historia con final feliz está aún postergada para el productor de televisión ya que sus pequeños son ilegales en el Perú, no están inscritos en Reniec, no tienen DNI y no pueden salir del país.

Morán ha contado que la donante de los óvulos es una mujer anónima, que no la conoce y cuyo nombre se encuentra en la Corte de Los Ángeles, California Estados Unidos. La mujer que recibió en su útero los óvulos fecundados in vitro es otra, no tiene relación genética con los niños, está liberada de cualquier responsabilidad. Su nombre es Megan, es madre de dos hijos y fue responsable de la gestación hasta alumbrar a Emiliano y Camila.

¿Quién es la madre? ¿Megan, la mujer que llevó la barriga durante 9 meses o la que donó los óvulos? Sin duda la madre de los niños es la donante de óvulos, la mujer anónima, la que Ricardo Morán asegura no conocer. Es cierto también que sus óvulos, congelados en laboratorio, fueron fecundados in vitro por los espermatozoides del productor de televisión y cinco días después ingresaron al útero de Megan.

Los mellizos nacieron en Estados Unidos el 26 de abril de 2019 y fueron inscritos como Emiliano Morán Vargas y Camila Morán Vargas. Llevan los mismos apellidos de Ricardo. Con esas identidades, los menores obtuvieron sus pasaportes americanos que les permitió viajar al Perú.

Ya en Lima, Ricardo Morán acudió a las oficinas de Reniec para inscribir a sus mellizos y tramitar sus respectivos DNI pero no lo logró. Reniec le informó que la inscripción extemporánea del nacimiento de sus menores hijos fue observada porque el Código Civil vigente no permite la inscripción del nacimiento de un menor de edad a solicitud únicamente del padre biológico.

El procedimiento en el Perú para inscribir a un recién nacido es sencillo y comienza con el Certificado de Nacido Vivo (CNV), este documento, que se genera en el centro médico, hospital o clínica, identifica a la madre y al profesional médico que atendió el parto o cesárea. Este Certificado es requisito básico para conseguir la partida de nacimiento y la inscripción del niño en los Registros Civiles.

Toda persona tiene el derecho y el deber de llevar un nombre. Este incluye los apellidos. Al hijo le corresponde el primer apellido del padre y el primero de la madre, señalan textualmente los artículos 19 y 20 del Código Civil Peruano. Estas normas fueron utilizadas por Reniec como argumentos legales para no inscribir a los menores con la sola declaración de Ricardo.

En el Perú no está legalizada ni normada la gestación subrogada o vientre de alquiler, no existe ley que regule este tipo de técnicas de reproducción en vientres sustitutos, pero tampoco lo permite ni penaliza, simplemente existe un vacío legal del que muchas clínicas dedicadas a la fertilidad se aprovechan para beneficio de parejas que no pueden tener un bebé con el método tradicional.

El artículo 7 de la Ley General de Salud, dice a la letra: Toda persona tiene derecho a recurrir al tratamiento de su infertilidad, así como a procrear mediante el uso de técnicas de reproducción asistida, siempre que la condición de madre genética y de madre gestante recaiga sobre la misma persona.

Un caso muy sonado fue el de la pareja chilena, Rosario Madueño Atalaya, de 46 años, y Jorge Tovar Pérez, de 48, intervenidos en el aeropuerto Internacional Jorge Chávez el 25 de agosto de 2018 cuando pretendían salir del país con destino a Santiago de Chile con dos bebés de menos de un mes de nacidos.

Según los sellos, los esposos ingresaron al Perú la madrugada del 29 de julio de 2018 y oh sorpresa, los niños habían nacido, según sus pasaportes, el 28 de julio, es decir un día antes que la pareja pisara tierras peruanas. Luego se supo que los mellizos fueron concebidos en laboratorio.

El caso de los mellizos de Ricardo Morán no es el único. Una larga lista de niños que llegaron al mundo producto de un vientre subrogado con procedimientos realizados en el extranjero está a la espera de resolverse. Por lo pronto el Reniec está trabajando un proyecto de ley que será entregado al Congreso de la República y que permita generar el marco legal para inscribir a los nacidos producto de un vientre de alquiler.