En Familia | Cinco rituales para recibir el Año Nuevo

Los peruanos suelen realizar cábalas para que en el próximo año les vaya mejor. Aquí detallamos algunas.
27 Diciembre, 2021
https://i0.wp.com/exitosanoticias.pe/v1/wp-content/uploads/2021/12/Año-nuevo-rituales-Exitosa.jpg

El 2022 está a la vuelta de la esquina y los peruanos comienzan a prepararse para recibirlo de la mejor manera. Ante la incertidumbre sobre lo que deparará este nuevo año, y para entender cómo la gente busca atraer la buena vibra que les ayude a cumplir sus sueños.

También puedes leer: ¿Dolor lumbar? Evita que se vuelva crónico con estos consejos

Por ello, los expertos de la lotería Torito de Oro nos comentan sobre cinco prácticas:

  1. Comer doce uvas a la medianoche. La idea es que cuando el reloj anuncia la medianoche, las personas congregadas comen una uva por cada sonido de la campana. Si se logra hacerlo con precisión, el afortunado se hace acreedor a un año de prosperidad.
  2. Vestir de colores. Si bien en Perú, el color amarillo se asocia al Año Nuevo y muchos recomiendan usar ropa interior nueva en este tono para atraer prosperidad, dinero y abundancia. Los más románticos que deseen tener suerte en el amor o atraer la pasión para sus relaciones optan por el color rojo.
  3. Lentejas en el bolsillo. Si bien la costumbre más conocida es comer lentejas los lunes, hay familias peruanas que le dan todo un nuevo significado al llevarla a sus bolsillos a la medianoche. Esta tradición deriva de otra, de la antigua Roma, donde los pobladores de antaño regalaban una bolsa llena de lentejas para desearles buena suerte.
  4. Dar un paseo con maletas. Para los amantes de los viajes y de conocer nuevos lugares, una alternativa para atraer aventuras es pasear con una maleta por el vecindario luego de la medianoche. Hay quienes asocian que la duración del viaje dependerá de que tan lejos camines con el equipaje fuera de casa.
  5. Exhibir al Torito de Pucará. Esta figura ha sido representada por distintos artistas y su simbolismo está ligado a la suerte, protección y prosperidad. Su origen se debe a un toro legendario que al hincar con su cuerno una roca logró que brotara abundante agua, lo que dio fin a una prolongada sequía que hacía pasar sed al poblado de Pucará.

También puedes leer: La importancia del agua en la salud de los adultos mayores