¿Cómo curar del susto a un bebé?

Si se despierta fastidiado o llora por gusto, es hora de pasarle el huevo.
20 Julio, 2019
https://exitosanoticias.pe/v1/wp-content/uploads/2019/07/susto.jpg

Si nuestros bebés se muestran fasti­diados, lloran por gusto, no logran conciliar el sueño y se despiertan llorando, es momento de pasarle “el huevo”, es decir, utilizar la antigua cos­tumbre de nuestros antepasados para cu­rar “el susto” o el “mal de ojo” y téngalo por seguro que verá buenos resultados.

La práctica de este mecanismo forma parte de la denominada Medicina Tradi­cional a través de la cual se “curaba” innu­merables males con el uso de plantas, pro­ductos de origen animal, aromaterapia o acunpuntura, que lograron mejorar la salud de manera significativa.

Para quienes se muestran escépticos, les explicaremos por qué se cree que el origen de este mal está relacionado al exceso de calor que tienen en la mira­da ciertas personas, y que lo trasmiten, involuntariamente, al mirar a los niños pequeños, ocasionándole una serie de molestias a la salud.

Con huevo

La pasada de huevo, como popularmente se le conoce, consiste en pasar un huevo fresco por todo el cuerpecito del bebé. Esta práctica se realiza en la intimidad y tranquilidad de una habitación, se acues­ta a la criatura –que debe estar vestido con ropa ligera– en la cama y se inicia el proce­dimiento.

La persona encargada de pasarlo debe persignarse y empezar por la cabecita del bebé, mientras reza una Padrenuestro, sigue por los brazos, la barriguita, tratan­do de formar una cruz avanza y finalmen­te llega a las piernas y pies. Bajo ningún punto intente bañarlo ni tampoco salir de la casa.

En un vaso con agua eche el huevo y verá cómo se forma un ojo, telarañas u otras figuras.

Con periódico

Otra de las alternativas para quitar el “sus­to” que podemos emplear es el periódico, sí, aunque usted no lo crea, de acuerdo a las costumbres de nuestras abuelas, un par de hojas resultan suficientes para po­ner en práctica la curación del bebé de los males que lo aquejan.

Siga el mismo procedimiento que an­teriormente le explicamos con el huevo, pero hágalo con suma delicadeza toda vez que se trata de hojas de periódico que pue­den incomodar al bebé. Incinere las hojas que usó y dicen los expertos que se forma­rá la cara o algún símbolo que nos llevará a identificar a la persona que lo asustó.

Con alumbre

El alumbre está considerado dentro de la familia de los minerales, y se cree que con­tribuye a limpiar al bebé de los molestosos síntomas que afectan su salud y causan preocupación en sus mamis.

Un generoso pedazo de alumbre se pasa por todo el cuerpo del menor mientras se procede a elevar la tradicional oración al Altísimo, es decir, el Padrenuestro, se si­gue la misma ruta, primera la cabecita, barriga, brazos y se deja para el último los pies.

Finalmente, se coloca en una olla y se pone en la cocina a fuego lento, al igual que en el caso del periódico, el alumbre formará una figura que nos permitirá conocer quién o qué cosa asustó a nues­tro bebé.