COLUMNA | Manuel Altamirano: “Ni renovación ni cambios”

13 Diciembre, 2019
https://exitosanoticias.pe/v1/wp-content/uploads/2019/12/mariov.jpg

Esperaba que la noticia de la semana esté relacionada a los nuevos codinomes que se supone debía entregar Jorge Barata el día de ayer, luego del depósito del dinero producto de la venta de Chaglla en las cuentas de Odebrecht (524 millones de soles), pero solo fue más humo. Nuestro país urge de saber la verdad del escándalo OAS – Odebrecht, y quizás es el momento propicio de iniciar la tan esperada renovación política.

Pero sin lugar a dudas, las noticias en el tema político van desde la prisión preventiva por 18 meses del ex primer ministro César Villanueva, quien de manera repentina se sintió mal y fue internado en una clínica local para no ir a un penal; y la acusación contra Eloy Espinosa-Saldaña por violencia psicológica y hostigamiento de género, en agravio de la secretaria general del Tribunal Constitucional, Susana Távara, aún se espera que los colectivos feministas se pronuncien o le brinden su apoyo a la dama agraviada.

Hay que recalcar que incluso Espinoza-Saldaña llegó a acusarla de complotar contra él, al parecer el magistrado tiene delirios y características psicopáticas, y sobre todo que tiene una animadversión declarada contra las damas. ¿Por qué será?

Otro suceso es la recuperación de la libertad por exceso de prisión preventiva de Martin Belaunde Lossio, exasesor de Ollanta Humala, pero lo más llamativo es que el Ministerio Publico, tras 24 meses de prisión preventiva que ha tenido este personaje, no ha podido formalizar acusación alguna. Acaso solo fue una denuncia mediática más, ¿A quién benefició tal acusación?

Tampoco ha pasado desapercibida la reunión entre Mario Vargas Llosa y César Acuña Peralta, con la finalidad de incorporar a este último al Consejo Asesor Empresarial (CEA) de la Fundación Internacional para la Libertad, liderada por Mario Vargas Llosa.

Recordemos que el literato apoyó abiertamente a Humala, Toledo, PPK y Villarán, quienes están seriamente cuestionados y con pedidos de prisión preventiva, en situación de extradición, en prisión preventiva vigente o ya salieron de ella.

El decente marqués Vargas Llosa, en casos anteriores, podía tener dudas sobre el comportamiento delictivo de sus apadrinados, pero en el caso de Acuña y el partido Alianza para el Progreso tiene certezas: tres congresistas presos incluyendo un primer ministro. Me pregunto, entenderá Vargas Llosa cuando César Acuña le diga “Una persona es feliz cuando logra su felicidad”, le podemos preguntar a Patricia.