COLUMNA | Lewis Mejía: 159 años salvando vidas

7 Diciembre, 2019
https://exitosanoticias.pe/v1/wp-content/uploads/2019/12/bom.jpg

El pasado jueves 5 de diciembre, los Bomberos Voluntarios celebramos un aniversario más, totalizando los 159 años de servicios ininterrumpidos en la diaria labor de salvar vidas.

 

Qué lejos parece estar aquel día del año 1860, cuando en el puerto del Callao un grupo de vecinos se reunió para crear la que hoy es la primera Compañía de Bomberos Voluntarios del Perú, la Unión Chalaca No. 1.

 

Había muchos extranjeros entre los fundadores, comerciantes en su gran mayoría, que bien sabían lo que significa perder en un incendio aquel negocio que tanto esfuerzo les costó construir.

 

Otros eran sencillos trabajadores, que en algún momento de sus vidas habían perdido sus puestos de trabajo precisamente a consecuencia de lo anterior, de un siniestro de grandes proporciones.

 

Esta situación se repite hoy mismo, en pleno diciembre de 2019 y en todo nuestro país, pues según las estadísticas las posibilidades de un fuego sin control se incrementan ante la proximidad de las fiestas de navidad y fin de año.

 

La diferencia es que ya no estamos en el siglo XIX, como fue cuando se fundó la primera estación de bomberos, hoy tenemos mayor capacidad de prevención y atención de respuesta a través de las 241 Compañías, y el compromiso de más de 17 mil hombres y mujeres que integran el Cuerpo General de Bomberos Voluntarios del Perú (CGBVP).

 

En lo que va del año, ya se han atendido casi 13 mil incendios, 15 mil accidentes vehiculares, 5 mil fugas de gas en viviendas, 2 mil cortocircuitos, 4 mil rescates y 52 mil atenciones médicas por ambulancias, entre otras cifras.

 

El del Perú es el cuerpo de bomberos con mayor cantidad de emergencias atendidas en América Latina, que en promedio superan las 120 mil al año, y siguen creciendo.

 

Si tú quieres a tus bomberos voluntarios, ayúdalos a rebajar estas cifras evitando los accidentes y emergencias en casa, en tu centro de estudios y labores, o en el vehículo en el que te desplaces.

 

Juntos, ciudadanía y bomberos voluntarios, podemos hacer realidad un anhelado sueño: el que año tras año, en lugar de aumentar, la cantidad de incidentes disminuya; que nuestra sociedad sea más previsora, y que todas nuestras acciones cotidianas se realicen en un ambiente de la mayor seguridad.