China advierte que océano Pacífico “no es una alcantarilla del Japón”

Beijing le recomendó a viceministro japonés beber las aguas de la central de Fukushima, para confirmar si no están contaminadas, como dijo antes.
15 Abril, 2021
https://exitosanoticias.pe/v1/wp-content/uploads/2021/04/China-Japon-oceano-pacifico.jpg

La decisión del gobierno de Japón, de lanzar al mar el agua contaminada de la central nuclear de Fukushima, mereció una dura respuesta y crítica por parte de China, que advirtió que “el océano Pacífico no es la alcantarilla de Japón”.



La reacción china se dio luego que el viceprimer ministro japonés y titular de Finanzas, Taro Aso, anotó que el agua radiactiva de Fukushima, luego de tratada, era “segura para beber” y por tanto no ocasionaría daños ambientales.

También puedes leer: Birmania | Grupo armado ejecuta a un hombre acusado de violar y matar a una niña


“Un alto cargo japonés dijo que está bien si bebemos este agua, entonces por favor, adelante, bébala”, afirmó ayer el portavoz del Ministerio de Exteriores de China Zhao Lijian e indicó que la “ignorancia” de Japón del medio ambiente ecológico es “totalmente injustificable”.

Afirmó que el equipo de expertos del Organismo Internacional de la Energía Atómica (OIEA) destacó que el vertido “afectará al medio marino y la salud de las personas” y que el agua residual “debe ser purificada para eliminar otros radionucleidos”.

El Dato: Japón decidió lanzar el agua contaminada de la central de Fukushima, tras tratarla para retirarle la mayor parte de los elementos radiactivos. Esta medida resolverá, según Tokio, la acumulación de agua radiactiva en las instalaciones nucleares de Daiichi.

Según el portavoz, verter el agua radiactiva residual de la central de Fukushima, que registró un accidente nuclear del nivel más alto en marzo del 2010 por un terremoto seguido de tsunami, “es completamente diferente de expulsar el agua residual de la operación normal de las centrales nucleares”, algo que Japón argumenta que hacen muchos países, entre ellos China y Estados Unidos.

También puedes leer: Argentina endurece toque de queda y cierra las escuelas en Buenos Aires para frenar contagios covid-19

“El océano Pacífico no es la alcantarilla de Japón”, remarcó Zhao y se preguntó si el Gobierno de Tokio “realmente ha considerado las preocupaciones domésticas y extranjeras” y si el vertido “cumple con las leyes y los estándares internacionales”.

En este sentido, instó al Gobierno japonés a no llevar a cabo el vertido sin obtener el “permiso” de otros países y de la OEIA.