Austria apunta a convertirse en el primer país europeo con vacunación obligatoria contra la covid-19

"La vacunación es la oportunidad para que nuestra sociedad logre una libertad sostenible y continua, sin que el virus nos limite", dijo el jefe de gobierno conservador.
20 Enero, 2022
https://i0.wp.com/exitosanoticias.pe/v1/wp-content/uploads/2022/01/Austria-vacunación-covid-Exitosa.jpg

Austria se convirtió este jueves en el primer país de la Unión Europea (UE) en imponer la vacunación obligatoria para frenar la propagación de la pandemia de covid-19, pese a la fuerte oposición que esa medida despierta en la población. La ley, que entrará en vigor el 4 de febrero, fue aprobada por el Parlamento austríaco por 137 votos a favor y 33 en contra.

“La vacunación es la oportunidad para que nuestra sociedad logre una libertad sostenible y continua, sin que el virus nos limite”, dijo el jefe de gobierno conservador Karl Nehammer antes de la sesión. Es “un tema de debate muy intenso”, reconoció.

La medida, anunciada en noviembre para impulsar la vacunación frente al aumento de contagios, fue apoyada por los Verdes -socios de coalición de los conservadores- y por los partidos liberal y socialdemócrata. Sólo la extrema derecha se opuso, escudándose en la protección de las libertades individuales.

También puedes leer | EE.UU. acusa a Rusia de crear clima de Guerra Fría en Ucrania y amenaza con represalias

Decenas de miles de austríacos se manifiestan desde hace meses casi todos los fines de semana contra el proyecto de ley. Las protestas obligaron al gobierno a reforzar la protección de los centros de vacunación y de pruebas anticovid. El líder del partido ultraderechista FPÖ, Herbert Kickl, denunció un “proyecto que abre la vía al totalitarismo”.

Este jueves, una pequeña manifestación se concentró en los alrededores del Parlamento. Según Kerstin, una profesora que prefiere no dar su apellido, la ley es contraria a la Constitución y “viola los derechos fundamentales”. A su lado, otros manifestantes expresaban sus temores en cuanto a los “efectos a largo plazo” de las vacunas y aseguraron que no iban a pagar las multas.

El gobierno alega que su objetivo no es multiplicar las sanciones. La negativa a vacunarse será pasible de multas de 600 a 3.600 euros (680 y 4.100 dólares), pero estas serán anuladas si el infractor se inmuniza en un lapso de dos semanas.

Más en Exitosa