Amnistía Internacional rechaza políticas migratorias del Perú contra venezolanos

El movimiento global la califica de muestra de cruel falta de respeto por los derechos humanos
4 Febrero, 2020
https://exitosanoticias.pe/v1/wp-content/uploads/2020/02/123-14.png

“Buscando refugio: Perú da la espalda a quienes huyen de Venezuela” se llama el informe que reveló Amnistía Internacional al considerar que las políticas migratorias que aplica Perú contra los venezolanos carecen de humanidad. Este informe está basado en decenas de entrevistas que se realizaron en nuestro país y en la frontera con Ecuador.


En el documento, el movimiento global la califica de muestra de cruel falta de respeto por los derechos humanos pues a pesar de que la visa humanitaria está vigente para los migrantes, no se les permite entrar a territorio peruano si no posee sellos de entrada y de salida de Ecuador.

“En los últimos años, Perú ha sido un ejemplo de solidaridad y refugio seguro. En vez de recurrir a políticas restrictivas, debe continuar dando muestra de liderazgo y recibir a las personas venezolanas”, manifestó Marina Navarro, directora ejecutiva de Amnistía Internacional Perú.


La organización enfatiza que se niega la entrada ‘incluso a personas venezolanas en evidente estado de vulnerabilidad, como las que son ancianas, niños y niñas no acompañados’. Navarro aseveró que nuestro país debe garantizar la protección de quienes huyen del hambre y de la violencia.

Por otro lado, Erika Guevara-Rosas, directora para las Américas de Amnistía Internacional, califica de política ilícita las medidas migratorias que se han tomado contra los ‘llaneros’. “Perú parece estar repudiando el enfoque humano que aplicaba anteriormente a las personas venezolanas en búsqueda de protección”, indicó.

Por último, la institución pidió al gobierno peruano que valide el derecho a solicitar la condición de refugiados, conforme a sus obligaciones internacionales en derechos humanos. Cabe recalcar que 865 mil venezolanos aproximadamente viven en el Perú y es el segundo país que recibe a más venezolanos después de Colombia.