‘Vientres de alquiler’ se ofrecen en el Perú hasta por 80 mil soles

Mujeres lo hacen por generar un ingreso adicional para sus familias. Legislación peruana guarda silencio ante este tipo de práctica que involucra a clínicas.

Josselyn Revilla

El anhelo de ser padres es algo que motiva a muchas personas a someterse a diversos métodos de fertilidad. No obstante, cuando la lista se acaba y nada parece funcionar, aparecen opciones como el vientre subrogado, o vientre de alquiler, una práctica que en el Perú no está normada, pero que a la fecha mueve hasta 80 mil soles por embarazo.

Exitosa se comunicó con una mujer a quien llamaremos ‘Cecilia’. Ella tiene 39 años y es madre de dos niñas. Hace cuatro años ayudó a una pareja a tener un hijo y ahora espera volver a hacerlo. Refiere que esta alternativa le permite ayudar a personas que no pueden tener hijos y también a su propia familia. “Yo estoy pidiendo una compensación de 15 mil dólares (unos 49,830 soles)”, declaró.

Al igual que ella, decenas de mujeres ofrecen sus servicios a través de foros y otros portales en internet, donde brindan detalles de su edad, estado de salud, así como sus características físicas (color de cabello, de ojos, piel, entre otros). Este diario revisó los anuncios y corroboró que los precios oscilaban entre los 20 mil a más de 80 mil soles.

Proceso minucioso

En el caso de ‘Cecilia’, ella fue sometida a una serie de pruebas médicas y psicológicas, además de pasar por un tratamiento hormonal. Según refiere, una vez que salió embarazada recibió un primer pago de mil dólares. Ese monto se repetiría todos los meses, hasta que al dar a luz le entregaron el resto para completar los 15 mil dólares ofrecidos.

Según manifiesta, una conocida clínica les hizo firmar un contrato en el que ella declaraba que era una mujer que solo prestaba su vientre y que no estaba pidiendo dinero. Sin embargo, muy aparte, ella firmó con la señora en cuestión un acuerdo para la compensación, expresó al ser consultada. Otras alternativas de difusión utilizadas por las mujeres que alquilan sus vientres son las redes sociales como Facebook.

Vacío legal

El abogado Roberto Miranda explicó que la legislación peruana guarda silencio sobre la maternidad subrogada, es decir no la prohíbe ni la permite. Sin embargo, de acuerdo con el marco constitucional, el ser humano es un fin supremo del Estado y, como tal, no puede ser materia de comercialización, alquiler o transacción de carácter económico.

Sostuvo que ese fundamento es el que se utiliza para entender que la práctica está prohibida. “Además el artículo 7 de la Ley General de Salud establece que tanto padre como madre genéticos, en este caso la madre genética, tiene que ser a su vez la madre gestante, la que tiene los 9 meses al bebé en el interior del claustro materno”, detalló.

Norma pendiente

El letrado recordó que existe un proyecto de ley sobre la maternidad subrogada (proyecto N° 2839/2013-CR), de autoría del congresista Vicente Zeballos, que amplía el artículo 7 de la Ley General de Salud. Así, la práctica sería regulada, pero solo con fines altruistas y bajo ningún tipo de compensación económica o patrimonial.

Miranda consideró que los poderes competentes deben absolver ese vacío normativo, a fin de que no existan casos como la pareja chilena denunciada por trata de personas, pero sin que esto se convierta en una práctica comercial que represente un peligro.

PARLAMENTO SE PRONUNCIA

Congresistas de diversas bancadas manifestaron ayer su rechazo por la situación de Rosario Madueño y Jorge Tovar, los esposos chilenos acusados de trata de personas y que recibieron 12 meses de prisión preventiva. Recordaron que la maternidad subrogada constituye una opción que no está prohibida por la ley, por lo que no puede haber un delito ante un vacío legal. “Desde el Congreso de la República nos comprometemos a trabajar de forma inmediata un marco normativo sobre la materia, para evitar que los vacíos legales permitan injusticias como esta, que atentan contra la dignidad y los derechos fundamentales”, anunciaron en un comunicado firmado por distintas bancadas.

PASAN POR EXAMEN DE ADN

Ayer, en horas de la mañana, un equipo de peritos llegó al Puericultorio Pérez Araníbar para someter a los mellizos, nacidos por vientre de alquiler, a una prueba de ADN. Poco después, al mediodía, los esposos Jorge Tovar Pérez y Rosario Madueño pasaron por el mismo tipo de análisis en los penales de Ancón II y del Callao (Sarita Colonia), donde permanecen recluidos. Trascendió que los resultados estarían listos en 24 horas.

TAMBIÉN PUEDES LEER: