14 Nov, 2017

Perú–Nueva Zelanda: MML brindará seguridad a hinchas que asistan al Estadio Nacional

Serenos, fiscalizadores, supervisores de Defensa Civil e inspectores de tránsito vigilarán encuentro definitorio rumbo a Rusia 2018.

Toda la capacidad operativa de su personal de Seguridad Ciudadana, Defensa Civil, Transporte Urbano y del Hospital de la Solidaridad dispondrá la Municipalidad de Lima este miércoles 15 de noviembre, dentro y alrededor del Estadio Nacional, para garantizar que el esperado encuentro entre las selecciones del Perú y Nueva Zelanda se desarrolle con normalidad.

Desde este miércoles, unos 1000 efectivos, entre serenos, fiscalizadores, inspectores de tránsito y supervisores de Defensa Civil, se desplazarán progresivamente en grupos hacia puntos fijos de vigilancia para luego cubrir las calles adyacentes al coloso de José Díaz, con el fin de evitar incidentes de violencia o riesgo, cuando el público comience a llegar al estadio.

El gerente de Seguridad Ciudadana de la Municipalidad de Lima, Abdul Miranda, precisó que cerca de 800 serenos estarán desplegados en la zona perimétrica del Estadio Nacional. Agregó que estas medidas se sumarán al plan de operaciones de la Policía Nacional.

“Estamos poniendo a disposición a todo el equipo de la corporación municipal, tal como lo hicimos anteriormente por indicación del alcalde de Lima, Luis Castañeda Lossio,  para apoyar la labor de la Policía Nacional y así no tener hechos que lamentar en el desarrollo de este encuentro deportivo, que espera la participación de más de 40 mil asistentes”, aseveró.

Reforzando la labor de los serenos de a pie, los perros doberman de la brigada canina, uniformados con la camiseta de la selección peruana, montarán guardia desde temprano por los alrededores del Estadio Nacional.

Por su parte, el gerente de Defensa Civil, Mario Casaretto, explicó que, además de los 200  inspectores que apoyarán, desde antes del encuentro clasificatorio, el ingreso ordenado de los espectadores, han evaluado los 700 estacionamientos con que cuenta el Estadio Nacional, para brindar las medidas de seguridad y ventilación necesarias en estas zonas.

En ese sentido, recomendó a los hinchas no acudir en autos particulares y, de preferencia, utilizar el transporte público para asistir al partido entre Perú y Nueva Zelanda.

PLAN DE DESVÍO INTEGRAL

Al respecto, la gerenta de Transporte Urbano de la comuna capitalina, Elvira Moscoso, informó que desde mañana miércoles, a las 6 de la mañana, se cerrarán las calles José Díaz, Nicolás Corpancho, Saco Oliveros, Madre de Dios y desde el mediodía la avenida Paseo de la República (sentido de norte a sur), desde la avenida 28 de Julio hasta el jirón Madre de Dios. Por ello, sugirió que para llegar al coloso José Díaz los hinchas utilicen medios de transporte público como el Metropolitano y el Corredor Azul.

También recomendó a los conductores utilizar como vías alternas las avenidas Petit Thouars, Arequipa, República de Chile, Arenales, Salaverry, Cuba, Alejandro Tirado, Bausate y Meza, 28 de Julio, José Gálvez e Iquitos.

Por su parte, el gerente de Fiscalización y Control del municipio capitalino, Cristian Rosenthal, aseguró que más de 100 efectivos impedirán el comercio ambulatorio en los alrededores del Estadio Nacional.

Asimismo, instó a los negocios que se encuentren en esta zona a cerrar sus locales después del partido para evitar actos de vandalismo, debido a la euforia popular que se puede desatar por un triunfo y clasificación peruana al Mundial Rusia 2018.

ATENCIÓN MÉDICA GARANTIZADA

Desde temprano, la Municipalidad de Lima, a través del Hospital de la Solidaridad, instalará dentro del estadio, un tópico de urgencias, dos ambulancias totalmente equipadas con equipo desfibrilador, coche de paro y modernos monitores para atender a personas descompensadas y con problemas de hipertensión.

Además, se dispondrá de cuatro  brigadas de primera respuesta, conformada por 40 profesionales de la salud, entre médicos, enfermeras y brigadistas, quienes se desplazarán por las instalaciones en el momento que se requiera.

En la parte externa del escenario deportivo se instalará un hospital móvil con personal médico calificado para atender a los asistentes a este multitudinario evento. 

El gerente general del Hospital de la Solidaridad, Luis Llanos, pidió a los aficionados con problemas de salud cardíaca e hipertensa comprobar que tienen controlado cualquier malestar, para evitar que un exceso de emociones genere hechos lamentables.

TE PUEDES INTERESAR: