OPINIÓN | Luis Angeles Laynes: El pueblo no aguanta más

Ayer el país entero tuvo un día muy agitado desde horas de la mañana. La crisis provocada por los ‘CNM audios’ se desborda y el pueblo dijo ¡basta ya! ¡Fuera los corruptos!

Ayer el país entero tuvo un día muy agitado desde horas de la mañana. La crisis provocada por los ‘CNM audios’ se desborda y el pueblo dijo ¡basta ya! ¡Fuera los corruptos! La jornada se inició con la renuncia del presidente del Consejo Nacional de la Magistratura, Orlando Velásquez, y otros miembros de esta institución encargada de nombrar, ratificar y destituir a jueces y fiscales. Le siguió luego el titular del Poder Judicial, Duberlí Rodríguez.
Pero el paso al costado que dan estos personajes involucrados de una u otra manera en este escándalo, y otros que lo hicieron días antes, no es suficiente para poner fin a la crisis. Todos deben ser investigados en las instancias que correspondan y sancionados con la severidad que establece la ley por los delitos que puedan haber cometido.
Y ese es el sentir de la población que, en las movilizaciones realizadas en todo el país, no solo expresó su rechazo a la corrupción destapada por los ‘audios de la vergüenza’, sino que exigió una reforma total tanto en las instituciones del sistema judicial como en los otros poderes del Estado.
Suscribimos el masivo pedido del pueblo peruano que quiere un Perú limpio de cara al bicentenario. Basta de corrupción, y esto debe combatirse con una reforma total del Estado, pues ese cáncer que tiene al país al borde de entrar a una sala de cuidados intensivos, debe ser extirpado de raíz.
Ese cáncer no solo está enquistado en el sistema judicial, también en los otros poderes. No olvidemos que muchos políticos, incluidos expresidentes de la República, están involucrados e investigados por el más grande caso de corrupción de nuestra historia, como es el de Lava Jato.
Y no solo son las coimas o ‘aportes’ económicos los que han manchado la imagen del país, el tráfico de influencias es uno de los mayores males en nuestra clase política y en todas las instituciones.
La limpieza del país no puede esperar más tiempo. Hoy el Congreso de la República tiene la oportunidad de demostrar que puede aportar en esta tarea, cuando vea en Pleno extraordinario la destitución de todos los miembros del CNM solicitada por el presidente Martín Vizcarra. La renuncia de la mayoría de ellos no es suficiente. Se les debe remover, pero también investigar y sancionar a quienes corresponda.
Pero también debe ser severo con los parlamentarios que están involucrados en este escándalo de los audios, así como los que están envueltos en otros casos. El pueblo ya notificó anoche y está dispuesto a una nueva marcha de los cuatro suyos para que la lucha contra la corrupción y la reforma de los poderes sea efectiva.

TAMBIÉN PUEDES LEER: