1 Dic, 2017

OPINIÓN: Giovany Rocío: Sé lo que no hicieron el verano pasado

Esta vez no hablamos de un Niño Costero, esta vez dicen que ha llovido en 19 departamentos. Y que es muy probable que nuevamente nos enfrentemos al fenómeno de El Niño.

Mientras escribo esta columna, esta debe coincidir con el pronóstico del Senamhi, el mismo que dice que hoy pararán las lluvias.

Esta vez no hablamos de un Niño Costero, esta vez dicen que ha llovido en 19 departamentos. Y que es muy probable que nuevamente nos enfrentemos al fenómeno de El Niño.

Pero, ¿qué se ha hecho en estos aproximados ocho meses? La verdad, que muy poco o casi nada.

Cuando nombraron a Pablo de la Flor, un extraordinario profesional como zar de la reconstrucción, vi con optimismo su nombramiento; seis meses después despotricaba de los presidentes regionales, en una entrevista, según mi experiencia, los mayores responsables de la inacción, pero también nuestro Presidente de lujo, que como siempre digo, es tan de lujo, que si se mueve se descompone.

Pero, ¿qué viene ahora? Es indudable que Carlos Bruce es realmente un político ejecutivo con experiencia y se maneja con inteligencia, pero si a eso le sumamos su gran equipo de trabajo, el optimismo renace, pero esto debe estar acompañado de todo un andamiaje.

Lamentablemente, como lector cotidiano de las normas legales, he visto con preocupación el Bono de 500 soles que se pretende dar, supuestamente para que alquilen un lugar digno. ¿Saben cuál es la oferta de alquiler en el Norte 116 viviendas? Ninguna por menos de 800 soles y, lo que es peor, los damnificados bordean los 45 mil. Es que nadie pensó en eso. Es que están pensando en el Mundial y le van a dar a la gente para que se compre un televisor. Cuál fue el estudio o populismo a la vena.

Otra cosa más. Necesitamos que la Contraloría sea más práctica así como los que hacen las bases. Obviamente no existe en el país empresas con experiencia en descolmatación de ríos, porque hace años que los ríos no se descolmatan.

Necesitamos reacción del Gobierno y que muchos burócratas dejen hacer a los que entran, sino afrontaremos desgracias tras desgracias, solo porque el funcionario decidió no actuar, para no tener problemas.

Y después, por otro lado, se llevan el dinero en carretillas.