16 Jun, 2017

Madres piden cierre de empresa Gloria

Gloria hizo un daño irreversible a los niños del Perú”, advirtió Ivonne Tapia, presidenta de la Coordinadora Nacional del Vaso de Leche.

“Gloria hizo un daño irreversible a los niños del Perú”, advirtió Ivonne Tapia, presidenta de la Coordinadora Nacional del Vaso de Leche. Afirma que el perjuicio ha sido irreparable en más de dos millones de menores que necesitaban los nutrientes que este producto promocionaba sin tenerlos. Los padres de familia y la Defensoría del Pueblo se suman a protestas.

Por: Cynthia Campos | @cynthicam

 Un cierre temporal del Grupo Gloria hasta que se investiguen todas las irregularidades de esta empresa en los años que viene operando fue el pedido de la presidenta de la Coordi­nadora Nacional del Vaso de Leche, Ivonne Tapia. “El caso amerita que las autoridades evalúen el tiempo de falsedad que ha tenido la empresa Glo­ria sobre los alimentos que ha estado vendiendo, creo que debería existir una sanción ejemplar, como una suspensión temporal de la empresa hasta que se investiguen todos los productos, para ver si cumplen con los estándares nutricionales de acuerdo a las normas de alimentación”, alertó.

 Dos millones de niños

La vocera del Vaso de Leche calificó como irreversi­ble el daño provocado por el Grupo Gloria a por lo menos dos millones 200 mil niños peruanos de los sectores más pobres, beneficiarios de este programa social, quienes han venido consumiendo sus pro­ductos lácteos sin que estos contengan el aporte nu­tricional que la empresa promocionaba.

“Ya los niños han consumido este producto que no tiene nutrientes ni aminoácidos, que es lo que necesitan los menores para su desarrollo. Nuestra prioridad son los niños de 0 a 6 años y las madres gestantes y con esto se les ha hecho un daño irre­versible”, sostuvo la dirigente.

Como se recuerda, en los últimos días se originó una controversia que llevó a los directivos del Gru­po Gloria, al Indecopi y hasta a las autoridades de la Dirección General de Salud (Digesa), del Ministe­rio de Salud, al Congreso. La razón: la marca Pura Vida fue impedida de comercializarse en Pana­má, pues la Autoridad de Seguridad de Alimentos (Aupsa) de ese país determinó que el producto no era leche, cuando la etiqueta de la bebida así lo es­pecificaba. Allá, el problema se resolvió haciendo un cambio en las etiquetas. En Perú, aún se indaga  en las consecuencias e implicancias, que conti­núan hasta hoy.

Estado responsable

Pero para la dirigente Tapia, no solo el Grupo Glo­ria es responsable de este perjuicio. “También son responsables las instituciones del Estado que participaron en darle un registro sanitario a un producto que no es leche, como la Digesa. El pro­ducto no contaba con la norma técnica de leche modificada, porque la norma establece que esta bebida tenía que pasar por el laboratorio y no pasó. ¿Cómo así le dieron el registro sanitario? ¿Con el visto bueno de qué laboratorio? Es extra­ño. De alguna manera ha habido corrupción. Es lo que me parece”, reclama Ivonne Tapia, a la cabeza de una institución que atiende a pequeños con anemia, TBC y otros males que requieren una nu­trición reforzada. El Vaso de Leche ha retirado del programa los productos Pura Vida y Bonlé y los ha reemplazado por leche evaporada entera.

Protestan los padres

A su turno, José Ramos, de la Confederación Nacio­nal de Federaciones de Apafas del Perú, denunció que otro programa social, esta vez Qali Warma, que brinda desayunos escolares a nivel nacional, continúa distribuyendo el producto Bonlé entre los estudiantes del país.

“Nosotros también estamos indignados, no en­tendemos por qué se sigue dando esta bebida a nuestros hijos si ya ha quedado demostrado que solo tiene leche en un pequeño porcentaje”, afir­ma Ramos.

Sin embargo, esta no es su única preocupación, pues también cuestiona que este programa esta­tal entregue a los niños un envase de 200 mililitros de leche Bonlé junto a un pequeño pan con acei­tuna “que no contiene información nutricional por unidad, en la bolsa solo se pueden leer los in­gredientes y aditivos”. El presidente de las Asocia­ciones de Padres de Familia (Apafas) indica que los escolares en su mayoría rechazan estos productos.

“Debe ser sancionada”

Mientras el Vaso de Leche y las Apafas continúan manifestando su malestar y el Grupo Gloria retira estas bebidas de las estanterías de tiendas y super­mercados, instituciones como la Defensoría del Pueblo también han señalado que la etiqueta de la llamada ‘leche’ Pura Vida ha sido diseñada “para engañar”. En ese sentido, y viendo la cantidad de niños que han sido afectados, pidió al Indecopi que se sancione de manera ejemplar a la empresa. En declaraciones a una radio local afirmó que “es un engaño que se comercialicen productos como leche evaporada cuando no lo son”.

TAMBIÉN PUEDES LEER

#Tags Relacionados

, , ,